jueves, 8 de agosto de 2013

MURIÓ A LOS 100 AÑOS, EFRAÍN U. BISCHOFF

Este es el titular de los diarios digitales de Córdoba, a esta hora de la tarde.
En alguna ocasión me tocó entrevistarlo y encontré en ese intelectual de la provincia mediterránea no sólo a un historiador, periodista, escritor, poeta, docente y compositor genial, sino a un caballero con todas las letras, simpático, sonriente, de piropos galantes y cordial.
La noticia no pasa desapercibida, su letra quedará grabada en el alma de los cordobeses que valoran su capacidad como legado de la historia y cultura popular.
Corro a mi biblioteca y busco una novela, por él celosamente guardada durante cuarenta años, de Ediciones Copiar, Córdoba, 1998: “Los esclavos no saben morir”, premio provincial de literatura. En ella da cuenta de su conocimiento de la ciudad de Córdoba, su gente, su desarrollo, costumbres, el rescate de los perfiles humanos y la sociedad cordobesa de comienzos de siglo pasado. Efraín Bischoff y su obra literaria tendrán en nuestro recuerdo su perdurable presencia.

“...La rebeldía creció como sombra en su corazón. En su imaginación, visiones dolorosas constristaban los instantes en que deteníase a meditar sobre su suerte. Veíase esclavo, aherrojado en aquella sumisión tremenda, incapaz de alcanzar la libertad, y alguna vez soñó que siendo mayor podría encabezar la insurgencia redentora. Pero era nada más que un relámpago. Después,  Su misma sangre se aquietaba en caudal de angustia y se arrastraba por sus venas de sumisión...”
(Perfil del esclavo en la sociedad cordobesa de principios del siglo pasado)

                                                        Texto: Ana Claudia Simes
                                                           -Sierras de Córdoba-


No hay comentarios:

Publicar un comentario